nada

Consejos - Carreras Técnicas

Día de las Microempresas y las Pequeñas y Medianas Empresas

Publicado el:: 12-06-2019

Conoce la importancia de estos pequeños negocios en el mundo y, revisa los pasos que se recomiendan para iniciar un negocio propio.

 Día de las Microempresas y las Pequeñas y Medianas Empresas Freepik
La Asamblea General de las Naciones Unidas declaró el 27 de junio como el Día de las Microempresas y las Pequeñas y Medianas Empresas para concientizar su contribución al desarrollo sostenible. Desde 2017, las pequeñas y medianos empresarios poseen su merecido día mundial en reconocimiento a su labor en las economías locales y globales. 

Las Microempresas, Pequeña y Medianas Empresas cuentan con un número reducido de trabajadores, aproximadamente menos de 250 personas, además de un moderado volumen de facturación. Sin embargo, estas son la espina dorsal de la mayoría de las economías del mundo y desempeñan un papel fundamental en los países en desarrollo.

Algunos datos:

Según los datos del Consejo Internacional para la pequeña empresa, este tipo de negocios, pertenezcan al sector formal o informal de la economía y representan más del 90% del total de empresas, generando entre el 60% y el 70% del empleo y responsables del 50% del Producto Interior Bruto (PIB) a nivel mundial.

¿Cómo iniciar un pequeño negocios propio?

Para aquellos interesados en iniciar un pequeño negocio, aquí detallaremos algunos de los consejos de Paul Reyna, Subgerente de Productos Banca Emprendedora del Banco Pichincha, que fueron publicados en Gestion.pe.

1. Elabora una idea de negocio que te apasione o que esté relacionado con algún campo en el que tengas alguna experiencia. Luego, piensa en qué solución podrías ofrecer al mercado al que quieres entrar y pregúntate si es algo que la gente podría querer o necesitar.

2. Haz un borrador de tu plan de negocios. Esto te guiará hacia los pasos que siguen y podrás usarlo para presentar tu idea a posibles inversionistas. Ten en cuenta que debe incluir una misión, un resumen ejecutivo, un resumen de la empresa, muestreo del producto o servicio, un detalle del target, proyecciones financieras y estructura de costos.

3. Aterriza las ideas a una evaluación desarrollada sobre el mercado al que deseas atacar. Asimismo, identifica cuáles son los costos estándar dentro de la industria a la que quieres entrar.

4. Haz un presupuesto. Cuando tengas el monto de inversión que necesitarás para tu negocio, encuentra cuánto se necesitará para el desarrollo del producto o servicio y, luego, diseña un plan de marketing. 

5. Si deseas contar con un mayor capital para tu emprendimiento, es necesario buscar a los inversionistas adecuados. Puede que los ahorros o créditos no sean lo suficiente, por tanto, busca a alguien que comparta tu pasión y con quien creas que puedes trabajar sin mayores obstáculos.

6. Debes ser consciente que tu carga y ritmos puedan afectar otros ámbitos de tu vida, por lo que la preparación mental de ti y de tu familia es una responsabilidad que debes asumir con mucho cuidado.

7. Evalúa si te conviene más ser el único propietario, tener un socio o una organización sin fines de lucro. Son preguntas antes de inscribir la razón social de tu empresa. Esto implica decidir el nombre de la misma, la cual debe corresponder con la marca. Asimismo, debes considerar si es que el nombre ya está tomado no solo en el país local sino a nivel internacional. 

8. Digitalízate. Hoy en día, el mundo digital forma parte de prácticamente cualquier comercio que busque apalancarse en el futuro. Por ello, es fundamental contar con redes sociales o, al menos, asesorarte con algún conocido que te ofrezca consejos sobre el mundo digital y aprender lo más que puedas.

9. Lo peor que puedes hacer al empezar un negocio es no tener las cuentas claras y ordenadas. Como todo negocio, es crucial tener registrado todo lo que entra y sale de tu empresa. Eso te ayudará en todos los ámbitos de la vida empresarial. 

10. Evalúa si es necesario que tu negocio cuente con un local fijo. Recuerda que eso puede incrementar mucho los costos fijos que tengas en tu emprendimiento. Si tu servicio o producto no requiere ello, no busques un local. Mientras menos costos tengas y más ingresos busques, tu emprendimiento irá mejor.

11. Se flexible y aprende a adaptarte y a cambiar tu idea o su ejecución con la suficiente rapidez puede ser un valor muy importante en tu negocio. Además, determinará, en buena cuenta, si tu emprendimiento tendrá éxito o no.

12. Siempre busca la manera de garantizar los pagos que se te harán. Una buena práctica es poner plazos para realizar los pagos. Asegúrate de tener alternativas de cobranza como aceptar tarjetas de crédito o pago vía web.  

También te puede interesar:
Consejos de empleabilidad para profesionales técnicos
Ventajas y desventajas del Teletrabajo

AVISO COOKIES+

Universia utiliza cookies para mejorar la navegación en su web.
Al continuar navegando en esta web, estás aceptando su utilización en los términos establecidos en la Política de cookies.

Cerrar +